Políticas RSC

Política de Juego Responsable

Como operador de un sector regulado que crea altas tasas de empleabilidad y aporta más de 530 M€ en contribuciones y pago de impuestos en los países en los que opera, CIRSA mantiene un firme compromiso con la sociedad, entendiendo a las personas más allá de su rol como clientes o consumidores. Por ello, la Compañía protege a los usuarios y se mantiene atenta a los riesgos que pueden estar asociados a la práctica inmoderada de los juegos de azar, tales como adicciones o extralimitaciones en los valores a apostar.

Para la Compañía es clave generar una cultura de prevención y capacitación que cree conciencia alrededor de los posibles trastornos del juego.

Más información sobre esta política